Connect with us

Hablamos con Yamila Mora, a cargo de la Secretaría de Género y Diversidad Sexual del club, quien nos contó la situación de Federico Marin y Walter Perez, y la decisión que Huracán tomó con ellos.


Marín había retomado los entrenamientos en el mes de Abril, tras ser liberado a fines de Marzo, mientras que Walter Perez se sumó al grupo hace una semana.

Al respecto, Yamila Mora nos cuenta los motivos que llevaron al club a reanudar los contratos que estaban suspendidos, y reincorporarlos a los entrenamientos con el primer equipo.

«Todas las decisiones fueron tomadas por mujeres, que somos nosotras, en completa libertad. Mujeres que hemos sido víctimas de este tipo de violencias, en mayor o menor medida, y con total empatía. Toda nuestra formación y experiencia está puesta a disposición de Huracán», cuenta Yamila.

«Hemos hecho un análisis con toda la información que tenemos sobre la investigación, hablando con los Abogados, los jugadores y sus Representantes. La decisión se toma con la situación que tenemos hoy. A los jugadores se les aclaró que esto es provisorio, que puede flexibilizarse o endurecerse a medida que avance la investigación o tengamos otros elementos que nos permitan hacer otro tipo de valoración. Ese es el punto de partida y quiero que se entienda bien».

Yamila cuenta que la decisión fue consensuada, y que estuvo días sin dormir pensando en qué sería lo mejor para todos: «Decidimos, o mejor dicho, recomendamos que Federico y Walter retomen sus vínculos laborales con la institución (ambos contratos se habían suspendido durante sus periodos en prisión) en las mismas condiciones contractuales que tenían. A cambio, pusimos una serie de condiciones, que tienen que ver con una agenda específica de género para ambos, acompañamiento psicológico designado por el club y luego una cuestión que tiene que ver con prensa y marketing. Esa decisión se toma en resguardo de la persona denunciante, que hoy está atravesando un proceso penal, y en resguardo de los intereses del club. Apelamos a la prensa, los chicos no pueden dar notas ni entrevistas sin autorización. No queremos enaltecer la imagen de los jugadores, que están bajo investigación, y no queremos exponerlos porque hay mucha estigmatización por la que no queremos que atraviesen».

«No solo vimos preocupación en dos pibes de 21 años que están atravesando un proceso penal, ya que ser encontrados culpables o inocentes de ninguna manera les sale gratis, pero además notamos mucha predisposición para ocuparse y aceptar lo que les toque. Estamos en contacto con ellos para hacerles un acompañamiento a lo largo de todo esto. Si los encuentran culpables, la idea es que de acá salgan mejores, y si los encuentran inocentes atraviesen esto de la mejor forma posible», agrega Mora, a cargo de la Secretaría de Género y Diversidad Sexual del club.

«Para nosotras como espacio de género, hubiera sido sumamente cómodo recomendar la separación del plantel de los chicos, pero cuando asumimos este compromiso de trabajar la prevención y la erradicación de las violencias, entendemos que yo me tengo que ir de este espacio si hago una recomendación de ese estilo, con la situación actual. La sanción no es la respuesta. No va a cambiar lo que pasó. Si mandamos a estos chicos a sus casas sin hacernos cargo, siento que estamos muy en falta, y si los encuentran inocentes yo quiero que sus ventas nos hagan techar el Ducó, por decir algo. Hubiese sido muy comoda otra decisión, pero no estaríamos haciéndonos cargo del compromiso que asumimos».

Más en Fútbol

Sitio protegido por Google reCAPTCHA. Ver políticas de privacidad y términos de servicio.

Soporte Web Efemosse